Cómo mantener el cabello arreglado?

Salud y belleza, cabello prendido, poner tubos, colocar pasadores en el cabello, utilizar tenazas.


Cómo mantener el cabello arreglado?

Si tiene un cabello largo, préndasela con tubos grandes para lograr rizos ligeros y sueltos, los tubos grandes permiten volumen al cabello, en cambio los pequeños fijan mejor los rizos.

El cabello corto prendido con tubos grandes el frente, en los lados y en la coronilla proporciona un aspecto abundante, para asentar el flequillo o el cabello demasiado corto de la nuca o de atrás de las orejas, aplique un poco de jalea y fíjelo con masking tape en lo que seca.

Los tubos con cepillo o con relleno metálico no maltratan el cabello, sin embargo, hay que asegurarlos con prendedores o palillos, los que tienen sujetador de liga o de tubo se sujetan mejor pero, maltratan el cabello.

Los tubos de esponja no se zafan y no son molestos para dormir con ellos, pero no marcan el rizado bien, los precalentados son muy prácticos cuando se tiene mucha prisa, pero si se utilizan diariamente resecan el cabello.

Para prender el cabello; comience con el cabello de enfrente, por el centro, vaya sujetando los tubos de la frente hacia la coronilla, después sujete los lados, y para terminar la parte de atrás, de la coronilla hacia abajo.

Divida muy bien el cabello con la cola del peine, los mechones deben tener el ancho del tubo y cubrir todo su diámetro, entre menos cabello tenga un mechón, se riza mejor.

Puede utilizar cualquier tipo de jalea, crema o espuma, además, también la cerveza y el limón diluido en agua le puede servir para fijar el peinado.

Antes de enrollar el cabello, evite que las puntas queden torcidas, para esto puede usar papel punta, las puntas mal prendidas quedan paradas cuando se peinan.

Prenda el tubo exactamente en el lugar en que crece el mechón que está enrollado.

Para fijar las anchoas, enrolle el mechón de cabello alrededor de su dedo índice, después quítelo, pero mantenga el rizo en su lugar con la otra mano, y asegure la anchoa con una pinza o pasador.

Si desea que el cabello le quede muy rizado, préndase varias anchoas, con poco cabello cada una.