Cómo enderezar duelas pandeadas?

Cómo enderezar duelas pandeadas, Duelas pandeadas, enderezar duelas, cambiar duelas.

Las duelas que más se pandean son las anchas, tanto las mal clavadas como las que están muy expuestas a cambios de humedad.

Utilice tornillos para fijar el bastidor de las partes levantadas, ya sea del centro o de las orillas de la duela; para cada tornillo haga un orificio guía que llegue hasta el bastidor y aumente el diámetro en la parte correspondiente a la duela de tal forma que la cabeza del tornillo se hunda en ésta y ejerza presión hacia abajo.

De ser necesario, pida a un ayudante que se ponga de pie sobre la duela en lo que usted mete el tornillo y lo
aprieta bien.

Para tapar los agujeros use clavacotes de igual tamaño, y aplíqueles un acabado parecido al de las duelas;
además puede rellenarlos de plaste combinando con tinta para igualar el color.

Si una duela al presionar no se endereza líjele o ráspele el acabado, protéjala con una toalla húmeda y ponga plástico encima de esta última para mantener la humedad.

Después coloque encima de todo, un mueble pesado y manténgalo allí durante uno o dos días, al término de este tiempo, la duela debe haberse reblandecido.

Debe fijarla muy bien con tornillos, déjela secar totalmente y luego aplíquele el acabado nuevo.

Para cambiar la duela muy maltratada, hágale orificios de 2 cm de diámetro, uno cerca del otro, a lo ancho del centro, usando un taladro eléctrico con una broca helicoidal.

Cuando lo lleve a cabo tenga mucho cuidado de no perforar el bastidor. Con un formón y un mazo parta la duela a lo largo, empezando por los orificios del centro, y despréndala de las uniones al tiempo que rectifica los cantos adyacentes.

Si se trata de una duela sin bastidor, ensamblada a las de los lados, corte las lengüetas superiores de los ensambles con una sierra caladora, quite la duela y fije calzas en los extremos para sostener la duela nueva.

Corte la nueva duela al tamaño que se requiere, sujétela al bastidor y aplíquele acabado; si es ensamblada, hágale en uno de los cantos una lengüeta que encaje en la duela adyacente ranurada, y en el otro, un escalón que se apoye en la lengüeta de la otra duela adyacente.

Debe aplicarle pegamento en la lengüeta y al escalón de la nueva duela y fije ésta a las calzas metiéndole clavos sin cabeza, inclinados.

Hunda, entonces los clavos con un punto para asentar, rellene los agujeros y aplique acabado a la duela.

Comentarios