Sobre aves criaderos


Veamos algunos tips sobre criaderos de aves tal como pollitos, gallinas ponedoras, cría de pollos, salud y vivienda para tener carne y huevos frescos todo el año en la alimentación de sus aves.

Si lo que desea es criar pollos para consumir la carne le conviene conseguir los de una raza que engorde fácilmente ya sea que cruce un gallo White Cornish con gallinas White Plymounth Rock jaspeadas.

Ahora bien, si lo que le interesa es obtener huevos, elija gallinas ponedoras de poco peso, como las Leghorns blancas,

pero si lo que usted prefiere son gallinas ponedoras que además tengan mucha carne elija una raza ideal para ambos propósitos: Rhode Island rojas, Plymouth Rock jaspeadas o


Wyandottes.

Salud y vivienda: siempre compre pollitos de un día de nacidos con un avicultor. Si no han sido vacunados, solicite a un veterinario que los inocule contra la leucosis y contra cualquier otra enfermedad que sea endémica en su zona.

Mantenga los pollitos en una criadora o dentro de una caja calentada con un foco de 40 vatios o con un reflector hasta los 3 ó 4 meses.

Debe mantener una temperatura de la criadora o de la caja 35 grados durante la primera semana y vaya disminuyendo el calor 9 grados cada semana.

Una vez fuera, los pollos requieren un gallinero a prueba de agua y de roedores que sea lo suficientemente grande para que quepan sin amontonarse.

Puede ser de 1.5 metros cuadrados de superficie por ave para las razas grandes y de 1 metro cuadrado para las pequeñas.

Aunque los pollos son menos propensos a enfermarse y a picotearse unos a otros si andan sueltos, esto sólo es aconsejable cuando los tlacuaches, cacomixtles, comadrejas y alguno que otro depredador no constituyen una amenaza.

En tal caso, el gallinero deberá estar rodeado por una alambrada de 1.80 metros de altura, bien clavada al suelo. La presencia de estos roedores exige, también, que el gallinero esté cubierto.

Si observa que un pollo se vuelve apático o muestra un comportamiento anormal, sepárelo de los demás y llame lo más pronto posible al veterinario.

En caso de que se llenen de corucos, rocíelos con fluoruro de cinc o bolfo en polvo, al igual que la jaula o el gallinero.

Para una alimentación; en el comercio usted puede conseguir alimento balanceado para aves de corral, tanto para pollitos como para gallinas ponedoras.

Pero si alimenta a sus aves exclusivamente con este tipo de alimento, tanto la carne como los huevos tendrán el mismo sabor que los que se compran en tiendas y mercados entre otros.

Complemente su alimentación con granos molidos y desperdicios de la cocina así como verduras, cáscaras de fruta, grasa o pan duro.

También a las gallinas déles arena revuelta con el alimento para que la molleja trabaje bien, y conchas de ostión molidas o alguna otra fuente de calcio cuando estén poniendo.

Cerciórese de que no les falte agua fresca y limpia en ningún momento.

Carne y huevos: Los pollos que crió para carne y los gallos que le sobren deben ser sacrificados entre los tres y cuatro meses de vida.

Los pollos para freír deben sacrificarse un poco antes. Las gallinas ponedoras comenzarán a producir alrededor de los seis meses.

Una docena de ellas deberá poner, en promedio, 10 huevos diarios.

Comentarios