Cómo organizar una reunión?

Cómo organizar una reunión, cómo preparar una reunión, preparativos para una junta o reunión, tips sobre 


Por lo general, siempre llega el momento de actuar como anfitrión en una reunión social. No se angustie si se siente con inexperiencia, todo tiene solución y usted, como tantas otras personas en su mismo caso, podrá salir airoso y satisfecho.

Cómo organizar una reunión
Para asegurar el éxito de su reunión y llegar a la misma descansado y tranquilo, no a punto de crisis nerviosa
por el agotamiento físico, siga las normas que aquí le ofrecemos.

Decido el tipo de reunión que va a ofrecer y el grado mayor o menor de formalidad y etiqueta que la misma requiere, analice las distintas posibilidades, ventajas y desventajas antes de resolver: almuerzo, cena, buffet, cocktail, etc.

Siempre que sea posible, las primeras reuniones que ofrezca en su hogar no deben extenderse a un gran número de invitados. Ya esto podrá hacerlo más adelante, cuando se sienta más experto en estas cuestiones.
Decidido el tipo de reunión que se va a ofrecer y sabiendo el número de invitados que asistirán, estudie con bastante anticipación el menú que ofrecerá.

Si no es muy experto en la cocina o no cuenta con los servicios de una cocinera competente, no se aventure a preparar platos muy elaborados y engorrosos.

Seleccione otros que, siendo capaces de satisfacer a los invitados, no exijan una preparación demasiado larga y compleja.

Asegúrese de tener toda la mantelerìa, cristalerìa y servicio de mesa que va a necesitar. Si le faltan piezas, consígalas con tiempo.

Dedique atención especial a las bebidas. Probablemente su cónyuge, amigo, una persona de su confianza puede hacerse cargo de esta parte de la organización, liberándolo a usted de toda preocupación en este sentido.

Piense con tiempo suficiente en la decoración que utilizará para realzar su fiesta, comida o reunión. Recuerde que las flores, naturales y/o artificiales, ofrecen magníficas posibilidades.

Considere la conveniencia de contratar los servicios de una o dos personas que ayuden si las proporciones de la reunión así lo exigen.

Salvo en ocasiones de suma formalidad, hoy en día es admisible prescindir de invitaciones escritas, bastará una llamada telefónica, hecha con no menos de seis dìas de anticipación.

Si se trata de invitar a matrimonios amigos, con los cuales están unidos por cierta relación de confianza, la llamada puede hacerla indistintamente el hombre o la mujer.


Recomendaciones:


Para poder responder a tús preguntas en tiempo y forma, por favor al dejar tú comentario escribe tú correo o escríbenos directamente a teescuchamos@bluee.biz

Comentarios