Cómo controlar la caspa?

Caspa, cuidado del cabello, tratamiento para la caspa.
¿Cómo controlar la caspa?

La caspa siendo un problema, se presenta tanto en el cuero cabelludo grasoso como en el seco.

La causa es una disfunción de las glándulas sebáceas, si la secreción de grasa es demasiado encasa, el cablello será seco o frágil.

Con descamación blanca de la piel, la caspa con mayor frecuencia se debe a una excesiva secreción, en este caso, el cabello será grasoso y la descamación amarillenta.

El tratamiento consiste en lavarse diariamente la cabeza con un champú adecuado. Los ingredientes más comunes que contienen los champús contra la caspa, acomodados del más suave al más fuerte, son los siguientes.

Acido salicílico, un champú con este ingrediente se puede usar todos los días.

Piriditionato de cinc, puede usarlo cada tercer día,

Sulfuro de seleniio, Sólo puede usarlo una vez por semana.

Las mujeres embarazadas no deben usarlo o que estén amamantando y deben seguir estrictamente las instrucciones de la etiqueta del producto al pie de la letra.

Los champús especiales para caspa que no sean de uso diario pueden intercalarse con un champú normal adecuado a cada tipo de cabello.

El alquitrán es otro ingrediente para el control de la caspa que tampoco debe usarse sino 1 ó 2 veces por semana.

Luego de la aplicación, enjuágue el cabello 3 veces y aplíque un acondicionador para que el cabello no se reseque.

Evite el champú alquitranado si el cuero cabelludo está irritado y esté alerta a los cambios que pudiera sufrir su cabello, ya que el alquitrán suele cambiar el color del cabello muy rubio, canoso, decolorado o teñido.

El champú de alquitrán, también puede originar inflamación en el cuero cabelludo (granitos o ronchas).

Cuando haya controlado la caspa vuelva a utilizar el champú de su preferencia.

El uso continuo de champús anticaspa suele ser contraproducente.

En caso de caspa incontrolable, consulte a un dermatólogo.