Reparar un acolchado

Remendar un acolchado, arreglar un acolchado, acolchado, fijar rellenos.

¿Cómo remendar un acolchado a mano?

El acolchado es fijar rellenos ligeros entre dos capas de tela por medio de puntadas de bastilla, la capa derecha de la labor puede tener aplicaciones.

También puede usar tela estampada o lisa, en el caso de esta última, las puntadas formarán el diseño, se recomienda que la tela que se va a usar tenga las mismas instrucciones para el lavado.

El relleno puede ser de delcrón o algodón, si emplea el algodón, deberá hacer las puntadas más juntas para que no se apelmace la labor ya terminada.

Los dos rellenos los puede conseguir en diferentes espesores y anchos, si acolcha a mano se recomienda hilo de algodón del número 50 .

Si usa delcrón como relleno es conveniente encerar el hilo para que se deslice mejor, las agujas que se utilicen en esta labor deben ser de grueso mediano y no muy largas.

Para cortar las telas, añada a las medidas unos centímetros más para compensar el encogimiento que produce el acolchado.

Si piensa ribetearlo usando el revés de la labor, agregue a las medidas anteriores 4 ó 5 cm para doblar esa tela sobre el derecho de la labor y formar el ríbete.

Antes de diseñar los dibujos planche la tela y marque el centro uniendo con un hilván los puntos medios de los lados.

Una tela estampada puede acolcharse siguiendo el contorno del estampado, luego de marcar el diseño, una las tres capas (tela del derecho, relleno tela del revés).

Con un hilván debe trabajar siempre desde el centro hacia las orillas, los hilvanes deben quedar a 15 cm de las orillas.

Para acolchar con comodidad se recomienda usar un bastidor si las líneas del diseño son largas, y un aro de bordar si los motivos son pequeños.

Siempre haga las puntadas de bastilla partiendo del centro y dirigiéndolas hacia usted, las puntadas que delinearán el diseño tienen que ser pequeñas (por lo menos unas 6 por cm) y atravesar las tres capas.

Utilice una hebra sencilla de hilo, de unos 40 cm de largo, al comienzo y al final haga un nudo en la hebra e introduzca dentro del relleno para ocultarlo.

Para el acabado de los bordes con ríbete, doble la orilla del relleno bajo la tela de arriba de manera que quede al ras de esta última.

Luego monte la orilla de la tela inferior (revés), que va a formar el ríbete, de manera que cubra el borde del derecho de la labor.

Haga un corte en diagonal por las esquinas y haga un dobladillo.